18.3.14

Por qué la imitación no es suficiente

En una clase de canto es bueno que el profesor haga ejemplos para que el alumno tenga un modelo al que imitar pero, al mismo tiempo, el propio profesor debe corregir aquello que no se imita bien y explicar qué es lo que tiene que cambiar, qué es lo que se tiene que hacer y si es necesario cambiar de ejercicio para que el alumno-a lo entienda.

A continuación os dejamos un ENLACE - PULSA AQUI de un vídeo de una clase de música griega en el que se trabaja otro tipo de colocación. A lo que quiero que se preste atención es a la situación que se establece en la que el alumno es incapaz de hacer los ejercicios como el profesor sigue haciendo lo mismo e incluso incrementando la dificultad. 



Esto no sucede sólo en este tipo de música, sucede siempre que un profesor no sabe qué es lo que tiene que escuchar y/o corregir y/o no sabe explicar cómo hacerlo.

Si te encuentras un profesor de este estilo, ten por seguro que el problema puede no estar en ti! Te aconsejo que si en dos meses no encuentras mejoría cambies de profesor.