Víctor Jara (Chile): El cantor del pueblo

Por: Redacción


Hoy reseñamos un maravilloso documental sobre la trayectoria y fallecimiento del cantautor chileno Víctor Jara disponible en Netflix y FilmAffinity.


Dentro de la serie Remastered, aunque se indica que sólo está disponible en inglés, realmente se escucha prácticamente íntegro en lengua castellana, debido a que la gran mayoría de los testimonios que ahí se vierten se expresan en esta lengua, por lo que no es necesario siquiera traducción ni subtitulado.


Partiendo de una introducción donde se avanza que fue asesinado en un estadio, "Masacre en el estadio" de hecho es el título del episodio, con una prueba en polígrafo en la actualidad como gancho para que el espectador se quede hasta el final en aras de averiguar si quien la realiza fue realmente su asesino.


Canciones con los pies sobre la tierra


Comienza hablándose de su infancia en condiciones de gran pobreza. Incluye el testimonio de su esposa Joan ("campesinos en un estado casi feudal", lo califica). La injusticia social que existía a la sazón en Chile fue uno de sus motores creativos, algo que dejó huella en él.


"En mi casa siempre había una guitarra porque mi mamá era cantora, en velorios, bautizos, casamientos, de esas canciones que se cantan en el campo, que se aprenden por generaciones" (Víctor Jara)


Del repertorio tradicional en el que se enraíza, poco a poco, en la época universitaria, comienza a componer sus propias letras, sus propias canciones, primero de temática amorosa. Opina que el mundo se crea y multiplica porque existe el amor. 


Luego comienza a recoger historias y canciones de campesinos ("hundo el arado en la tierra"), en un tipo de canción, como califica, "rebelde", en consonancia con las protestas y revoluciones de los años sesenta en un país convulsionado.


"Ya basta de música que no nos dice nada, que nos entretiene un momento y nos deja tan huecos como siempre" (Víctor Jara)


Música valiente al servicio de los trabajadores


Prosigue el documental con su "lucha" armado con su voz y su guitarra, apoyado por las mujeres, los obreros/as, campesinos/as y estudiantes como sus principales seguidores.


Son ellos y ellas los y las que espolearon su proyecto de difusión de sus ideas para con el bien común de la sociedad por eliminar la enorme desigualdad económica existente. 


Ayudó con su música a Allende a ganar unas elecciones democrátiácas. "No hay revolución sin canciones", rezaba uno de los carteles propagandísticos. 


Los músicos de su grupo de música de influencia folk relatan en primera persona los incidentes y los altercados que tuvieron que sufrir por la intervención de grupos paramilitares y con la oposición (con el trágico desenlace del once de septiembre de 1973 en el que Pinochet se hace con el poder dictatorialmente y que provocó en los siguientes años más de tres mil represalias en forma de muertes).


Víctor Jara se convierte al ser ejecutado en la voz del pueblo chileno


Ese día Víctor Jara fue trasladado a la fuerza junto con muchísimas más personas, miles de presos políticos, "su pueblo", desde la Universidad, a la que pertenecía a través de su departamento de comunicación y extensión, hacia un estadio (Estadio Chile) donde fue torturado y asesinado.  


Su esposa Joan luchó toda su vida para que se hiciera justicia y que hubiera un juicio (que lo hubo más de cuarenta años después, tanto en EE.UU, como después en Chile) en el que se mostraran las evidencias, las pruebas y testimonios sobre el cruel final del cantautor Víctor Jara.


Historias de músicos que se expresan y expresan con libertad su ideología, sus anhelos, se han dado en todas las épocas y lugares y se siguen dando. 


Raimon en España en la transición, Taylor Swift en las elecciones en Tennessee, diversos raperos... Ningún artista, ningún músico debería jamás pagar con su vida por el ejercicio de su actividad estética. 


Dos horas antes de ser ejecutado pidió papel y lápiz y escribió sus últimos versos, su último canto, que tituló "Estadio Chile" (posteriormente, en 2013 este estadio fue renombrado como "Estadio Víctor Jara), versos que decían:


"¡Canto que mal me sales 

cuando tengo que cantar espanto, 

espanto como el que vivo, 

espanto como el que muero, espanto!"

(Víctor Jara)


Cada año mil guitarras conmemoran su figura en Chile en un festival musical dedicado a su memoria. Cantad felices y cantad libres siempre.


Más:



Sobre Voz Hablada:

Experiencia +20 años, +10 en Clases Online de Canto y Voz*Técnica Vocal*Todos los niveles y estilos

Mi foto
Comunidad Valenciana, Spain
COACH VOCAL de referencia internacional. Titulada oficial Superior en Pedagogía del Canto con Matrícula de Honor y Premio Extraordinario Fin de Carrera por unanimidad. Titulada en Canto, Piano e Ingeniería. Académica de las Artes Escénicas de España. Profesora Máster online Pedagogía de la Voz Universidad Europea Miguel de Cervantes-SLKE. Dir. Vocal Center. Full Member National Assoc. Teachers Singing (EE.UU.). Miembro European Voice Teacher Association. Deleg. Asoc. Española de Profesores de Canto. Dir. Asoc. de Músicos Profesionales de España-CV. Experta en Técnica Vocal. Especializada además en voces infantiles y juveniles. Autora de las exitosas publicaciones: Claves de la Voz y el Canto, Guía Práctica para Cantar (núm. 1 ventas Amazon), Guía Práctica para Cantar en un Coro, La Voz sí que Importa, Cómo enseñar a Cantar a Niños y Adolescentes. Asesora vocal y Directora musical TV. Prepara asiduamente a participantes de concursos de televisión. 0034 651315263 "¡Cantad felices!"

de la creatividad al piano

Instagram